LOS OBJETIVOS DE DESARROLLO SOSTENIBLE SON PARA TODOS

Tal y como adelantábamos en el artículo “El papel de la empresa en los ODS”, los Objetivos de Desarrollo Sostenible son un total de 17 objetivos y 169 metas que han sido creados con el propósito de adoptar un conjunto de objetivos globales a modo de guía para erradicar la pobreza, proteger el Planeta y asegurar la prosperidad para todos. A diferencia de los Objetivos del Milenio (ODM) vigentes en el período 2000-2015 que interpelaban a gobiernos estatales, los ODS buscan la implicación también de administraciones locales, de empresas y de la sociedad, aportando una visión mucho más global e interdependiente de los retos que afronta la Humanidad. Todo el mundo, en cualquier lugar, puede tener un papel protagonista y puede trabajar en la línea que establecen los Objetivos de Desarrollo Sostenible.

 

 

Si nos detenemos a pensar, los ODS son (tanto para administraciones, empresas y personas) una herramienta útil para sentir que formamos parte de un movimiento a nivel global. Informarnos bien sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible, saber cuáles son sus líneas de actuación a nivel general y concienciar a nuestros círculos más cercanos es algo sumamente importante y el primer paso que todos debemos dar.

 

 

El desarrollo sostenible es una cuestión que trasciende fronteras, que nos afecta a todos por igual y sobre la que todos tenemos capacidad de influencia en la medida de nuestras posibilidades de acción. Por ello, todos somos corresponsables de construir el presente y el futuro que queremos vivir.

 

Sociedad civil y empresas debemos colaborar en conjunto para abordar los retos sociales, económicos y medioambientales, cumpliendo y comprometiéndonos desde nuestra parte de corresponsabilidad con todos y cada uno de los Objetivos de Desarrollo Sostenible

 

 

SOSTENIBILIDAD BASADA EN LA CORRESPONSABILIDAD

 

El Planeta está dando señales del desgaste al que está siendo sometido por la humanidad a causa de actividades no sostenibles. La desenfrenada actividad humana está llevando a nuestro mundo a cotas cada vez más alarmantes de desgaste y contaminación. Y en este sentido, los ODS son nuestro plan colectivo para el futuro de la población mundial y del planeta. No hay otro plan. Y no hay Planeta de repuesto.

 

 

Es evidente que objetivos de estas magnitudes suponen contemplar la creación un nuevo modelo económico y social que transforme el actual, lo que implica que, además de los gobiernos, participen responsablemente las empresas y la sociedad. Como dijo Ban Ki-Moon, Secretario General de la ONU entre 2007 y 2016, “Los 17 ODS son nuestra visión compartida de la humanidad y un contrato social entre los líderes del mundo y las personas”.

 

 

Es por ello que instituciones, sociedad civil y empresas debemos colaborar en conjunto para abordar los retos sociales, económicos y medioambientales, cumpliendo y comprometiéndonos desde nuestra parte de corresponsabilidad con todos y cada uno de los ODS de la Agenda 2030. Si todos los agentes volcamos nuestros esfuerzos y desarrollamos mecanismos y acciones que mejoren cada uno de los 17 ODS lograremos crear un mundo mejor y más sostenible. Y es ahora es el momento de hacer ese esfuerzo adicional; sin embargo, es precisamente la suma de todos esos pequeños esfuerzos la que a su tiempo, nos dará resultados sustanciales.

 

Los Objetivos de Desarrollo Sostenible marcan el camino que debemos tomar y cómo superar los obstáculos

 

 

CONCLUSIONES

 

Pese a que se están logrando grandes avances, es imprescindible una mayor implicación de todos los actores. Ha de seguir creciendo la exigencia y puesta en marcha de medidas urgentes y efectivas, basadas en la solidaridad y la cooperación, para una transición a la sostenibilidad.

 

 

Gobiernos y administraciones deben aterrizar los Objetivos de Desarrollo Sostenible lo más cerca posible de las personas y de sus necesidades, pensando globalmente y actuando localmente. Si no es así, la citada agenda no tendrá ninguna viabilidad. Los ODS marcan el camino que debemos tomar y cómo superar los obstáculos. Pero los retos a los que nos enfrentamos exigirán la más amplia participación del resto de los actores (ciudadanía y empresas) para forzar los cambios necesarios.

 

 

Desde ASHES TO LIFE estamos firmemente decididos a participar como un actor protagonista en esta necesaria transición hacia un modelo de desarrollo sostenible mediante la materialización de nuestro Proyecto de Investigación Medioambiental ASHES TO LIFE Project además de asumir otras responsabilidades asociadas al desarrollo de nuestros productos con el fin de que tengan un impacto positivo tanto en la sociedad como en medio ambiente. Nuestros productos y acciones se centran en un modelo de negocio sostenible basado en la economía generativa, y se presentan como una oportunidad para que clientes y empresas reflejen su manera de pensar responsable. ¿Te sumas al cambio? Es momento de sentirse directamente afectado y actuar en consecuencia para lograr un futuro sostenible.

 

ASHES TO LIFE #CuidaTuPielYlaDelPlaneta

ASHES TO LIFE

Queremos devolver a la vida los bosques incendiados transformando parte de sus cenizas en productos ecológicos. #CUIDATUPIELYLADELPLANETA

También te puede interesar

CUMBRE DEL CLIMA COP25. TIEMPO DE ACTUAR

EL PAPEL DE LAS EMPRESAS EN LOS ODS

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *